lunes, 9 de marzo de 2009

Vila-Matas vuelve al cine

Enrique Vila-Matas. Foto: TONY HERNÁNDEZ/El Periódico.
Frente a la casa donde nació en Barcelona había un cine, el ahora desaparecido Metropol. Alguna vez quiso ser director de cine, además de torero y futbolista. Llegó a participar (según él mismo dice -¿será verdad?-) con un cortometraje en un festival de cine y quedó en último lugar. De ahí que por venganza escribiera Nunca voy al cine. Fue crítico de cine en una revista. Si no recuerdo mal, leí en alguna página de internet que también había actuado en una película cuando era muy joven. Ahora Enrique Vila-Matas ha vuelto a frecuentar las salas de cine, y en ellas se presenta El viaje vertical, una película basada en su novela homónima, ganadora del premio Rómulo Gallegos. La nota completa de elmundo.es:
Por primera vez una novela de Enrique Vila-Matas se ha transformado en una película. 'El viaje vertical', dirigida por Ona Planas, se ha estrenado en el Festival Internacional de Cine de Las Palmas con "el apoyo sin reservas" de su autor.
El escritor barcelonés ha ido más allá: "El espíritu de la novela está magníficamente trasladado". Y, claro, la realizadora no podía estar más satisfecha a su lado. "Quiero agradecer su respeto y confianza desde el primer momento. No he querido poner imágenes a una novela sino trasladar mi punto de vista personal de la misma, desde todo mi respeto".
"Al leer el guión, di el aprobado encantado. Confié. No he intervenido en ningún momento. Creo que se debe pensar que la película es una obra de arte distinta a una novela y se debe dejar trabajar libremente. Entiendo que haya escritores que se quejen de sus adaptaciones, pero en este caso no puedo quejarme de nada. Nada me ha chirriado. Es una película que, además, me encantaría como espectador", ha dicho el autor de 'Bartleby y compañía' o 'Doctor Pasavento'.
Un viaje de autoconocimiento
'El viaje vertical' muestra el viaje iniciático y geográfico que emprende Federico Mayol, hombre de negocios jubilado, septuagenario, después de que su mujer le obligue a abandonar la casa, justo tras la celebración de sus bodas de oro. Un viaje que le llevará por Sevilla, Tarifa y Mallorca al tiempo que se conoce a sí mismo. Y con un sueño recurrente: marcharse de los hoteles sin pagar.
"Me gustó la novela porque muestra la posibilidad de volver a empezar desde cero cualquier día, a pesar de la edad", ha compartido la directora, dedicada en los últimos años a la publicidad y expectante ante el estreno televisivo de esta película concebida como 'tv-movie', pagada por las televisiones catalana, andaluza y balear.
"Cuando la conocí, vi que no consideraba anticuado el cine de Godard y que sabía quién es. Hay realizadores que viven de la actualidad, de los últimos dos años. Ella tiene memoria y conocimiento, lo que le permite trabajar con mayor información. Me parece lo lógico para alguien que se dedica a dirigir, pero tal y como están las cosas...".
Vila-Matas en estado puro
"Quizá es que soy muy mayor. Estreché la mano a Fritz Lang en un lavabo de San Sebastián. Coincidimos lavándonos las manos. Me quedé mirando cómo se cambiaba el parche del ojo y me dijo: 'Muchacho, es la vida'. El parche era falso". Una vez salió del baño, presumió de anécdota con sus amigos Ricardo Franco y Antonio Gasset. Eran los tiempos en los que él era crítico de cine.
Más tarde, incluso concursó en un festival periférico con un corto, tal y como ha confesado. "Me presenté al de Benalmádena y mi corto quedó el último, aunque estaba convencido de que iba a ganar. Me retiré del cine. Como venganza escribí 'Nunca voy al cine'".
'El viaje vertical' surgió de un viaje que hizo a Madeira. La novela está llena de azares. La película también. “El último azar es que se presente en Las Palmas. Mi obra es muy literaria, no parece muy cinematográfica. Yo quería ser torero, futbolista y cineasta. Cuando estoy cerca del mundo del cine, lo miro con interés apabullante”. Así lo hace ahora, casi treinta años después de su decepción festivalera. El tiempo siempre cura las heridas.
Votar esta anotación en Bitácoras.com